Mujeres que fingieron ser hombres

Mujeres que fingieron ser hombres a lo largo de la historia. Se han presentado numerosos casos de mujeres que tuvieron que encubrir sus identidades tras la fachada de un hombre, sus razones tuvieron. Mientras algunas obtuvieron grandes logros como hombres, otras cosecharon amargas consecuencias…Esta semana desde Big Eventos, os traemos algunos de los casos que más nos han impresionado de Hombres que resultaron ser Mujeres.

Recientemente nos ha sacudido el caso de Tatiana Álvarez, una joven que intentó triunfar en el mundo de la música electrónica y no consiguió nada hasta que decidió disfrazarse de hombre y ponerse un nombre artístico masculino.Tras trabajar con grandes artistas, decidió que ella no quería ser sexy por “exigencias del guión”, tenía que lograr que la valorases por su talento en los mandos.

Mujeres que fingieron ser hombre

mujeres que fingieron


JAMES BARRY

James Barry, fue un cirujano militar del ejército británico e Inspector General a cargo de los hospitales militares. Sirvió en la India y en Sudáfrica. Entre otros logros conseguidos, se cuenta la primera cesárea exitosa en África, en la que tanto la madre como el niño sobrevivieron.

Su verdadera identidad fue descubierta tras su muerte por difteria, el 25 de julio de 1865. Fue la mujer que se hizo cargo del cuerpo, quien descubrió la verdadera identidad de James Barry, que realmente era Margaret Ann Bulkley quien había asumido el papel de hombre con el fin de conseguir su sueño y ejercer la medicina. Al parecer incluso habría estado embarazada.

Esta mujer fue, sin que nadie lo supiera, la primera cirujana de Gran Bretaña.

BILLY LEE TIPTON

Dorothy Lucille Tipton nación en Oklahoma en 1914. Desde que era pequeña fue un prodigio para el piano y el saxofón, algo poco habitual en las señoritas de su época. Para ser tomada enserio en el complicado mundo de la música, Dorothy se hizo pasar por un hombre vendando sus pechos y poniéndose un bulto en la entrepierna. Se hacía llamar Billy Lee Tipton.

En 1940 llevó su personalidad pública a su vida privada y comenzó a vivir su vida como un hombre en todos los sentidos; tenía amantes que eran mujeres, y les mentía diciéndoles que había sufrido un accidente que le había destrozado los genitales y roto las costillas, motivo por el que llevaba vendado el torso.

Billy llegó incluso a casarse y adoptó hijos. Su mujer y sus hijos ignoraron la verdad hasta la muerte de Dorothy.

PAPA JUANA

Muchos historiadores niegan su existencia, pero su leyenda marcó la historia de la religión católica, ya que se convirtió en la primera mujer que ejerció como Papa.

La historia del papa mujer se produjo en el siglo IX según las crónicas. Se llamaba Juana y había nacido en el año 822. Su padre empezó a dotarla con grandes conocimientos que en aquella época estaba completamente vedados a las mujeres; y buscando huir de la pobreza, Juana adoptó el nombre de “Juan” para convertirse en sacerdote.

Gracias a sus grandes capacidades ascendió muy rápido, hasta convertirse en secretario del Papa León IV, quien, antes de morir, soñó con “Juan” para que éste fuera su sucesor.

Fue entonces cuando se convirtió en Papa, lo fue durante más de dos años y medio hasta que cayó rendida ante los placeres del amor o la lujuria y se quedó embarazada. Pasó todo el embarazo sin levantar sospechas, pero el problema vino cuando comenzó a tener contracciones de parto estando en la Iglesia de San Clemente.

La leyenda cuenta que dio a luz en medio de una multitud ante el portal de la iglesia, y que murió como castigo divino.

DOROTHY LAWRENCE

Dorothy era una periodista inglesa que soñaba con convertirse en reportera de guerra, y con tan sólo 19 años adoptó la identidad de Denis Smith, haciéndose pasar por soldado de la Primera Guerra Mundial. Consiguió un uniforme y documentos falsos. Pasado un tiempo, viendo que mantener su sexo en secreto era casi imposible, confesó su historia a sus superiores que la pusieron bajo arresto inmediatamente.

Acusada de espionaje y declarada prisionera de guerra; pero a los militares lo que les preocupaba era que la historia saliera a la luz y otras mujeres decidieran seguir el mismo camino que Dorothy y por ello la obligaron a firmar una declaración jurada para que jamás contara su historia.

 


Notice: Undefined index: ed_floating_next_previous_nav in /usr/home/despedidasbig/www/blog/wp-content/themes/infinity-mag/inc/common-functions-hooks.php on line 181

Deja una respuesta